Alimentarse de los amigos.

En nuestro menú de la semana hemos incluido un plato que nos gusta mucho y por muchas razones: los Mejillones a la Chalaca.

Nos gusta porque es un plato peruano (Chalaco es el gentilicio de los pobladores de la provincia del Callao) en el que los mejillones (o choros) se sirven con una preparación de verduras a las que se les añaden (entre otras cosas) tomates, cebolla, cilantro y limón, que es el que “cocina” los choros y le da sabor a la mezcla, que se sirve fría y está (qué vamos a decir nosotros), riquísima.

Pero este plato nos gusta también por otras razones: porque se lo vimos preparar por primera vez a nuestro amigo y compañero peruano de otras cocinas, Jorge. Nos gusta porque habla de la importancia de empaparse de lo que nos rodea, de la forma de ver, hacer y sentir que tienen los compañeros y que es, en definitiva, otra forma de viajar por el mundo además de por la vida.

¡Que os aprovechen los Mejillones a la Chalaca tanto como a nosotros!

image_00004